Sobre la jornada

Dado que la crisis económica mundial sigue afectando mucho a los trabajadores y trabajadoras de todas partes del planeta, los sindicatos van a organizar de nuevo este 7 de octubre toda una serie de movilizaciones, eventos y actividades a escala mundial para reclamar empleos decentes y el pleno respeto de los derechos de los trabajadores y trabajadoras.

Apenas el 7% de los trabajadores y trabajadoras tanto en la economía informal como en el sector formal son miembros de sindicatos, sin embargo cientos de millones más quieren la seguridad y la protección que brindan los sindicatos. Organizar nuevos miembros es la tarea más crucial que ha de abordar el movimiento sindical en el mundo entero, y la Jornada Mundial por el Trabajo Decente representa una gran oportunidad para hacer llegar el mensaje sindical a lo largo y ancho del globo, de tender la mano a otros para ayudarlos a afiliarse a un sindicato y apoyar acciones de solidaridad a nivel mundial para los trabajadores y trabajadoras.

Desde 2008 la CSI ha venido organizando el 7 de octubre la Jornada Mundial por el Trabajo Decente (JMTD). Es una jornada de movilizaciones en el mundo entero: un día en que todos los sindicatos del mundo se unen para promover el trabajo decente. El trabajo decente ha de figurar en el centro de las acciones de los Gobiernos para recuperar el crecimiento económico y construir una nueva economía global que sitúe a las personas en primer término.

Ninguna acción es demasiado grande o demasiado pequeña para la Jornada Mundial por el Trabajo Decente: puede tratarse de una mesa redonda, una gran manifestación, una carta de protesta, una convocatoria “flashmob” o cualquier otra actividad completamente diferente.